29 noviembre 2018
 

Bentley Continental GT Convertible

Cuspide

Autozine
29 de noviembre 2018 | Bentley presenta el nuevo y flamante Continental GT Convertible. El GT Convertible, la quintaesencia de Bentley, creado, diseñado y elaborado a mano en Gran Bretaña, reúne todos los conocimientos que la marca de lujo posee sobre la fabricación de los mejores Grand Tourers del mundo.
 

El elegante y escultural diseño exterior se combina a la perfección con un habitáculo de exquisita factura artesanal, elaborado con pieles de calidad suprema y enchapados obtenidos por medios sostenibles.

Bentley

La capota personalizada puede plegarse o desplegarse en tan solo 19 segundos, siempre que el automóvil viaje a velocidades de hasta 50 km/h. Así, el Continental GT Convertible pasa de ser un cupé de lujo a un Grand Tourer descapotable con tan solo tocar un botón. La capota de lona está disponible en siete colores, incluido por primera vez un acabado en auténtico tweed.

Un calientacuellos de nuevo diseño se integra a la perfección en los asientos de confort calefactados, optimizando la eficiencia y el flujo de aire en torno a los reposacabezas ajustables eléctricamente. El diseño del nuevo calientacuellos se ve realzado por una aleta central cromada que ocupa el conducto en toda su amplitud, al estilo de las famosas salidas de aire en forma de ojo de buey de Bentley. Estas sofisticadas características de confort, junto con el volante calefactado, los asientos calefactados y los nuevos reposabrazos calefactados, crean una lujosa experiencia de conducción en todos los entornos.

El nuevo y flamante Continental GT Convertible permite experimentar el regalo a los sentidos de la conducción descapotable con unas espectaculares prestaciones. El potente motor W12 de 6 litros de Bentley se complementa con una transmisión de ocho velocidades y doble embrague.

La nueva planta motriz emplea la más moderna tecnología de gestión del motor para desplegar una potencia de 635 CV y un par de 900 Nm que le permiten pasar de 0 a 100 km/h en solo 3,8 segundos con una velocidad máxima de 333 km/h.

El nuevo Continental GT Convertible supone una evolución en la particular forma en que Bentley aplica la tecnología a sus vehículos. Entre otras muchas innovaciones pensadas para el conductor, el automóvil cuenta con un panel de instrumentos totalmente digital y una pantalla giratoria de Bentley, dotada de una pantalla táctil de 12,3 pulgadas alojada en una unidad de tres lados que al girar muestra alternativamente el enchapado, la pantalla táctil o tres elegantes indicadores analógicos que ofrecen a los clientes la opción de practicar la desintoxicación digital cuando lo deseen.

El nuevo y flamante Continental GT Convertible es un automóvil elegante, sofisticado y refinado que representa la cúspide del Gran Turismo descapotable de lujo.

El GT Convertible presenta un perfil más largo y bajo que su predecesor, gracias a la posición de las ruedas delanteras, que se ha adelantado 135 mm, lo que ha permitido ampliar el capó y bajar el morro. Las características líneas de poder de su hermano en versión cupé, que fluyen hacia las robustas caderas traseras, siguen siendo un rasgo dominante.

Los propietarios del Convertible disponen de una paleta de 17 colores a elegir, que incluye las opciones Beluga, Onyx y Portofino. También hay disponible como opción una gama más amplia de colores, así como la posibilidad de encargar la reproducción personalizada de colores a gusto del cliente. Todos estos colores pueden combinarse con los siete colores disponibles para el exterior de la capota.

Bentley

El habitáculo, decorado con pieles de máxima calidad y enchapados exóticos obtenidos por medios sostenibles, tales como Koa y Dark Fiddleback Eucalyptus, es una oda a la artesanía y las habilidades manuales. Hay disponible un exclusivo enchapado doble, en cuya elaboración se emplean más de 10 metros cuadrados de madera por vehículo. Los clientes también disponen como opción de un volante de madera pulida.

El diseño del salpicadero replica las gráciles alas alargadas del emblema de Bentley. Los clientes del Continental GT Convertible disponen de una gama de ocho colores, incluidos Red, Blue y Magnolia, para el revestimiento interior de la capota.

La consola central luce un acabado a juego con la parte baja del salpicadero, aunque se puede encargar en un nuevo acabado técnico inspirado en el delicado revestimiento mecánico que puede encontrarse en los mejores relojes mecánicos suizos, denominado Côtes de Genève. Para ello se mecaniza de un lado hacia el otro una lámina de aluminio de 0,6 mm de grosor, creando un patrón en forma de líneas. Cada una de esas líneas mide 5 mm de ancho y está dispuesta en un ángulo que logra un acabado tridimensional en el que cada pasada de la máquina avanza la minúscula distancia de 0,5 mm.

El interior del Continental GT Convertible incorpora otras novedades como los nuevos y lujosos acabados táctiles para un mayor disfrute de los sentidos, en especial, el de la vista. En algunas zonas, se ha sustituido el moleteado mecánico tradicional por un moleteado acolchado para crear un tacto más suave y fino en los mandos e interruptores, mientras que, por su parte, el moleteado de diamante se encarga de aportar altas dosis de lujo gracias a su superficie tridimensional de gran detalle.

Los asientos de confort de 20 posiciones fijan nuevos estándares para el sector, en lo que a confort y elegancia se refiere. En el centro, sus suaves paneles incorporan las funciones de ventilación, calefacción y masaje de máxima eficiencia, mientras que los respaldos ajustables conservan el acolchado característico de Bentley. Hay disponible también como opción el acabado en punto de cruz elaborado a mano.

Una vez al volante del nuevo Continental GT Convertible, el conductor se ve sorprendido por todos los avances tecnológicos a su alcance. El panel de instrumentos es completamente digital y es totalmente personalizable por el conductor.

La pantalla giratoria de Bentley permite viajar con un entorno analógico o digital a elegir. No se observa a primera vista ninguna pantalla en el centro del salpicadero, que aparece cubierto por un enchapado de una pieza, mientras que tras el volante un fino bisel cromado rodea una pantalla de instrumentos digital.

Sin embargo, cuando se presiona el botón de arranque del motor, el enchapado situado en el centro del salpicadero se desliza silenciosamente y gira para mostrar la mayor pantalla táctil que Bentley ha fabricado hasta la fecha, una pantalla de interfaz multimedia digital de alta definición de 12,3 pulgadas y elegante diseño, que muestra una pantalla de inicio configurable por el cliente con tres ventanas que contienen las funciones favoritas del conductor como, por ejemplo, la navegación, las opciones multimedia y el teléfono. El diseño de esta interfaz de usuario pretende imitar un teléfono móvil moderno, y sus menús están dispuestos para que su uso sea rápido e intuitivo.

Bentley

El tercer lateral de la pantalla giratoria de Bentley muestra tres elegantes indicadores analógicos donde se muestra la temperatura del exterior, una brújula y un cronómetro. La forma en que Bentley incorpora elementos tradicionales es una demostración más de su capacidad única de conciliar pasado y futuro para que sus clientes puedan optar entre elementos digitales y analógicos, o disfrutar de un habitáculo despejado y sereno.

Los trayectos se vuelven más amenos con prestaciones que mejoran la navegación. La búsqueda en línea con la tecnología de Google permite encontrar los destinos de forma sencilla. Además, el conductor podrá estar al tanto de la longitud de los embotellamientos y los cambios que se produzcan gracias a la información de tráfico en tiempo real. Para viajar con la máxima tranquilidad, Private eCall proporciona acceso inmediato a los servicios de emergencia en situaciones que lo requieran.

El nuevo y flamante Continental GT Convertible ofrece nuevos niveles de personalización con una gama de pinturas, pieles, enchapados y opciones de estilo de vida prácticamente ilimitada y personalizable a los gustos del cliente.

Ya de por sí, la paleta de serie se compone de 17 colores de pintura exterior, mientras que la gama ampliada dispone de hasta 70 tonos. También se ofrecen 15 opciones de alfombras de lujo, 8 enchapados elaborados a mano (además de otras cuatro opciones de enchapado doble) y 15 pieles para los guarnecidos del interior, de modo que los clientes pueden encargar el acabado de lujo que deseen.

Hay disponibles siete colores para el exterior de la capota, incluida por primera vez una interpretación contemporánea del tradicional tweed británico. Entre las demás opciones disponibles destacan Black, Blue, Claret y Grey. Además, hay disponible una gama de ocho acabados para el revestimiento interior de la capota, que incluye, entre otras, las opciones New Red y Magnolia.

La exclusiva capota de plegado en Z constituye una importante mejora tanto en términos de refinamiento como de almacenamiento. El sistema de sellado de la capota, tratada acústicamente y dotada de un sistema de sellado mejorado, permite reducir en 3 decibelios el nivel global de ruido con respecto a su predecesor a las velocidades de crucero típicas.

La nueva combinación de materiales aislantes para la capota y mecanismo de apertura y cierre, junto con el tratamiento acústico y las mejoras en el sistema de sellado, ha permitido crear un Grand Tourer descapotable tan silencioso como el Continental GT cupé de la generación anterior.

En su lanzamiento, habrá dos paquetes tecnológicos opcionales: la Especificación de Ciudad para trayectos urbanos y la Especificación de Turismo para trayectos más largos. Tanto uno como otro han sido seleccionados para perfeccionar la experiencia a bordo.

Bentley

La Especificación de Ciudad incluye la apertura del maletero sin manos, el aviso de peatones, el reconocimiento de señales de tráfico y sistemas de frenado urbano, además de una cámara con vista superior. Por su parte, el paquete de Especificación de Turismo ofrece el sistema de control de crucero adaptativo con asistencia en atascos, la alerta de cambio de carril activa, un visualizador frontal HUD, visión nocturna con una cámara de infrarrojos y frenada de emergencia autónoma.

El nuevo y flamante Continental GT Convertible se ofrece en su lanzamiento con el motor W12 TSI de 6 litros de Bentley. Diseñado, desarrollado y elaborado a mano en Crewe, es el motor de 12 cilindros más avanzado del mundo.

La nueva planta motriz emplea la tecnología más avanzada para la gestión del motor, cuyo software es capaz de realizar 300 millones de cálculos por segundo. El Continental GT Convertible desarrolla una potencia de 635 CV y un par de 900 Nm, que le permiten pasar de 0 a 100 km/h en solo 3,8 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 333 km/h.

El W12 TSI combina la inyección directa de combustible a alta presión con la inyección a baja presión. La combinación de ambos sistemas maximiza el refinamiento, reduce las emisiones de partículas e incrementa al máximo la potencia y el par.

La transmisión de ocho velocidades y doble embrague proporciona una aceleración continua y cambios de marcha que sorprenden por su rapidez, dos rasgos característicos de la personalidad del Continental GT, así como una economía de combustible de ciclo combinado de 12,4 l/100 km (ciclo combinado NEDC).

Un nuevo sistema de tracción total sustituye la tradicional distribución 40/60 de la potencia entre las ruedas delanteras y las traseras respectivamente. Este modelo emplea ahora una distribución del par entre las partes delantera y trasera que varía según las condiciones de conducción.

El sistema de suspensión neumática del nuevo Continental GT Convertible emplea muelles neumáticos de tres cámaras, lo que proporciona un 60 % más de volumen de aire en la configuración más suave con respecto a su predecesor. Esto ha permitido a los ingenieros de Bentley contar con un mayor margen para configurar la suspensión y mejorar así la comodidad al volante y la naturaleza dinámica del vehículo. En consecuencia, el sistema ofrece una abanico de posibilidades que van desde la rigidez en los muelles para una conducción deportiva, hasta la elegancia de una limusina de lujo. Y solo depende del modo que elija el conductor.