9 abril 2013
Renault Zoe

Renault Zoe

Miss Congeniality

Prueba | Aquí está Zoe, la Miss Congeniality de Renault. Porque no es solamente bonita por su apariencia, sino también por su interior. Zoe es completamente eléctrica y entonces libre de emisiones (locales). Además, Zoe quiere poner la conducción eléctrica al alcance de más gente.
 

Los fabricantes tienen una elección importante en el desarrollo de coches eléctricos. Mientras ponen más baterías aumenta la autonomía. Pero... más baterías hacen el coche más pesado y eso va al coste de las características de conducción. Además, las baterías son las partes más costosas de un coche eléctrico.

El arte de construir un coche eléctrico está en encontrar la combinación óptima entre autonomía, peso y precio. Los primeros coches eléctricos tenían el énfasis en tamaño: un pequeño coche eléctrico no es muy caro y gracias a su reducido peso tiene una autonomía aceptable. No obstante, la diferencia en el precio en comparación con un coche a gasolina era demasiado grande.

El otro extremo era un coche grande con un precio elevado y una autonomía grande. Desde un punto de vista tecnológico, una elección lógica, pero tiene como consecuencia que conducir eléctricamente sigue reservado a unas cuantas personas adineradas.

Renault Zoe

Precio

La tecnología siempre avanza y las baterías son cada vez mejor. Aparte de eso, se puede ahorrar mucho peso con el uso de nuevos materiales. Renault vio su oportunidad de hacer un compacto coche eléctrico con un precio similar al precio de un coche compacto tradicional.

Aquí hay gato encerrado: Zoe es vendida sin baterías. Éstas hay que alquilar. El precio del alquiler más el coste de la electricidad casi siempre será menor que los gastos en combustible, pero sí es algo para tomar en cuenta. El coste del alquiler depende del kilometraje anual. Todavía no hay un precio definido para España, pero Renault asegura que será probablemente el mismo que se cobra en Francia. Ésto es, un mínimo de 79 euros al mes por 12.500 kilómetros al año. La cuota mensual se incrementa en función del kilometraje anual. Si se excede el kilometraje establecido hay una penalización y si no se alcanza, una bonificación.

La ventaja de este arreglo es que Renault sigue siendo responsable del mantenimiento y reemplazo de las baterías cuando disminuye su capacidad.

Renault Zoe

Camaleón

En los últimos años se han desarrollado varias técnicas para cargar coches eléctricos. La técnica más sencilla es a través del enchufe en casa. Está a la venta un punto de carguío rápido para uso casero. Al margen de esto hay en todo el país puntos de carguío que emplean el sistema trifásico para cargar el coche lo más rápido posible.

El Renault Zoe es el primer coche eléctrico que es adaptado para todos los existentes sistemas de carguío: 3 kW, 22 kW, 43 kW, corriente continua, corriente alterna: el "Camaleón" los traga todos.

Renault Zoe

Pero con una gran excepción: Zoe no puede ser cargado con un enchufe casero común y corriente. Según Renault el cargar en casa toma demasiado tiempo y la experiencia enseña que los usuarios se ponen en peligro a sí mismos cuando trabajan con alargadores y otros accesorios inadecuados. Autozine piensa que esa es una decisión equivocada: es preferible cargar 16 horas en casa que estar parado al lado de la autopista por falta de corriente.

Diseño

Zoe comparte la plataforma con el Renault Clio. Para ofrecer máxima seguridad y espacio interior, Zoe no es un Clio refaccionado. Tomando en cuenta el elevado peso de las baterías (290 kilos), Zoe descansa sobre la suspensión del Renault Mégane. Las baterías son puestas en el centro de la plataforma para optimizar la división del peso.

Por la ubicación de las baterías, el maletero es grande y de fácil acceso (38 litros más que el Clio!) Zoe es un coche apto para cuatro adultos: el espacio adelante y atrás es bueno. Sí hay detalles donde se nota que renault quizo ahorrar peso. Por ejemplo, no es posible ajustar la altura de los asientos delanteros y de los cinturones de seguridad. Es incómodo para algunos.

Renault Zoe

La organización, los colores y los materiales del interior crean un ambiente especial. Cuando eliges la versión, hay que tomar en cuenta que un salpicadero de color claro (versión “Zen”) refleja molestosamente en el parabrisas. A pesar de la compaginación especial, el Zoe ofrece todos los lujos y la seguridad que se puedan esperar de un coche en esta categoría de precios. Un detalle astuto: la calefacción no emplea un espiral incandescente que consume muchísima energía, sino una bomba de calor que es más eficiente.

Renault Zoe

Cada Zoe está previsto de "R-Link": el sistema de Renault que combina audio, navegación y comunicación. También incluye una función que analiza el comportamiento del conductor y asesora al conductor cómo puede conducir más económicamente. Además, R-Link conoce todos los puntos de carguío público e indica si la capacidad de las baterías alcanza para la ruta planificada.

Conducir

Igual que todos los demás coches eléctricos, Zoe ofrece más confort que un coche tradicional. El motor eléctrico produce apenas una señal acústica. Los neumáticos y el viento son casi inaudibles. No hay vibraciones del motor. Conducir Zoe es tan relajador como viajar en un limusina grande.

Renault Zoe

Zoe no tiene caja de cambios: el motor eléctrico tiene el mismo par en todas las velocidades. Entonces independientemente de la velocidad al Zoe le quedan deliciosas reservas. Especialmente en la ciudad Zoe está en su habitat: en los semáforos acelera más rapido que cualquier otro coche. Gracias a sus modestas medidas, entra por cualquier rincón.

Después de todo, Zoe se siente más al gusto en las manos de un conductor calmado. Es decir, Zoe pesa una tonelada y media, lo que es considerablemente más que un compacto promedio. En la ciudad y a velocidad baja no se nota mucho el sobrepeso de Zoe. Incluso es desafiante y juguetona.

Renault Zoe

En una curva (demasiado) rápida, los neumáticos "Michelin Energy EV" especialmente desarrollados para Zoe, encuentran grandes dificultades para mantener el peso en su lugar. En badenes Zoe se agacha firmemente en los amortiguadores tiezos y luego tiende a columpiarse un rato. En una parada de emergencia, Zoe necesita más asfalto que otros coches.

Autonomía

Es fácil perdonar el sobrepeso de Zoe en vista de su alto grado de confort. Lo que sí es difícil de perdonar es el problema de todos los coches eléctricos: la limitada autonomía. Renault emplea lo último en tecnología de baterías (lithium-iono) y se ha encarga de una óptima aerodínámica. Cuando sueltas el acelerador, Zoe convierte la energia del movimiento en electricidad.

Renault Zoe

Teóricamente Zoe puede andar 210 kilómetros con la carga de una batería llena. El tiempo, el uso de accesorios (calefacción, aire acondicionado) y el estilo de conducción son de gran influencia en la verdadera autonomía.

Durante la prueba, conducimos lo más económico posible y podíamos alcanzar 160 kilómetros con una bateria. Lamentablemente, con eso el Zoe es solamente apto para la ciudad o como segundo coche. Es una pena, porque una vez que hayas conocido a Zoe, la querrás llevar a todas partes.

Renault Zoe

Conclusión

Renault introduce Zoe: una verdadera rompecorazones. El que busca fuerzas de caballo y motores rugientes, sentirá poca simpatía para Zoe. El que esté preocupado del medioambiente y/o de dinero se sentirá atraído por Zoe. Gracias al motor eléctrico, Zoe es más barato en el uso que coches tradicionales y más encima más confortable. Si Zoe es realmente más limpia, depende de la fuente de donde proviene la corriente (paneles solares, central nuclear, central a carbón, etcétera).

Zoe no es revolucionaria y cuenta con las mismas limitaciones que otros coches eléctricos. Zoe sí representa lo último en la tecnología. Por ejemplo, es más fácil conducir económicamente y su comportamiento en camino es mejor. Más encima cuenta con más espacio en el interior y un menor precio. Y eso le da a Zoe el título de Miss Congeniality.

plus
  • Rápido y maniobrable
  • Más confortable que un coche tradicional
  • Barato en el uso y bueno para el medio ambiente
min
  • Autonomía limitada
  • No es posible cargar a través de enchufe 220 voltios
  • Asiento delantero y cinturón imposibles de ajustar en altura